Ir al contenido principal

Desempolvando recuerdos de carnaval...

De mañanita la despertó la emoción. El corazón le bailaba casi textualmente. Se asomó a la ventana y levantó la cortina esperando ver un día radiante y lleno de sol, sin embargo no fue así, el cielo estaba manchado de nubes grises y regordetas y de a jirones muy delgados se distinguía un azul sin igual. Cerró los ojos y juntó las manos sobre el pecho, le rogaba a la Virgen que no lloviera ni una gota.

Después del ruego comenzó la transformación. Sus largos cabellos se sujetaron en dos gruesas trenzas que le caían hasta la mitad de la espalda, espesas como negras se veían hermosas sobre su cuerpo desnudo.

Calzó en sus pies un par de botas oscuras de terciopelo y sobre ellas sobresalían las facciones de una colorida serpiente, de boca viva dispuesta a devorar su propia cola.

Sobre sus caderas se deslizó una pollera colorada y llena de lentejuelas brillantes y nacaradas y en su cuerpo una blusa escotada que le marcaba la silueta con toda perfección. Con las manos en la cintura se miró al espejo de pies a cabeza hasta que se topó con sus propios ojos, en ellos comenzaron a crecer unas enormes y gruesas pestañas negras. Las pupilas se le fueron dilatando cada vez más hasta tomar un tamaño descomunal y sobre la frente le nacieron un par de turgentes astas que adornó con serpentinas y globos de carnaval.

Salió del averno y tomó la calle principal mientras derramaba aromas y colores excitantes que fueron llamando la atención de todos los transeúntes que volteaban al verla pasar. El viento que corría de norte a sur venía mezclado de melodías alegres algunas y cadenciosas otras. En medio de aquella algarabía caminaba ella con aire de arrogancia y coquetería.

El choque de las espuelas le anunciaron que el momento había llegado. La banda comenzó a sonar con poderosos acordes y aquella tropa de diabólicos bailarines empezaba ya a saltar en medio de gritos. La china supay se sumó pronto al éxtasis. A lo largo de interminables calles los diablos continuaban al mando del ángel Miguel, batiendo pañuelos al aire…

A medida que pasaba el maravilloso desfile, en el cielo se fue abriendo espacio entre las celosas nubes el astro rey.

Varias horas después, cuando ya muchas veces el cansancio había cedido ante la agitación y la alegría desenfrenada, surgió en medio de aquella colina el sitio final. De rodillas ante la Mamita del Socavón, los diablos se convierten en hombres y en mujeres las china supays, sus rostros se cubren de llanto y de emoción sus corazones. La peregrinación ha concluido y ante el altar queda la promesa de continuar un año más, dos, tres, cuatro, treinta, los que la Virgen decida y permita, devotos de la fe y seguros de la bendición de la Patrona de Oruro.

A vuestros pies Madre…

Comentarios

  1. Fuerza China Supaaaaaaaay!!!
    Lindo Anita, seguí escribiendo por fa, salud!

    Ernesto Guevara

    ResponderEliminar
  2. Hola Ernesto:
    Gracias por tu comentario y sobre todo por interesarte en mi blog. Un abrazo.

    Ana Rosa

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Comentarios:

Entradas más populares de este blog

Segundo lugar en el concurso internacional de material didáctico del Alumniportal Deutschland

El Alumniportal Deutschland es un portal online que tiene como público meta a todas las personas en el mundo que hayan estudiado o trabajado en Alemania. Busca hacer que estas personas creen nuevas redes de contactos de todo tipo: cultural, científico, laboral, académico, de ocio, etc. El común denominador en todos los casos es la experiencia vivida en Alemania y la manera de mantenerla activa y de reproducirla a través de actividades diversas.
Desde hace varios años el portal de los exalumn@s de Alemania convoca a concursos internacionales para desarrollar propuestas, proyectos o ideas sobre temáticas actuales. Este 2017 el tema del concurso denominado Hands-on-project (Praxisprojekt) fue el de la Agenda 2030 y las metas globales de desarrollo sostenible. 
Después de dos meses de preparación de propuestas, hoy finalmente se dieron a conocer los resultados. El equipo conformado por Camilo Cárdenas (Venezuela) y por esta quirquincha servidora obtuvo el segundo lugar del certamen internac…

Soledad Chapetón: Die tapfere Bürgermeisterin von El Alto

Carmen Soledad Chapetón Tancara ist der vollständige Name der Bürgermeisterin von El Alto, sie ist aber als „La Sole“ bekannt. Am 25. Oktober wurde sie 37 Jahre alt und ist damit eine der jüngsten Politikerinnen am Kopf einer Stadtverwaltung in Bolivien. „La Sole“ gewann 2015 die Gemeindewahlen in ihrer Heimatstadt El Alto und ist seitdem die erste Bürgermeisterin von einer der größten Städten Boliviens. El Alto ist auch eine Stadt in der nicht nur die sozialen Bewegungen besonders mächtig und protestierend sind, sondern auch eine wachsende Großstadt voller Bedürfnisse und Forderungen aller Art. Ihre politische Herausforderung ist deswegen auffällig und sehr, sehr groß.   

Soledad Chapetón ist besonders stolz auf ihre Eltern. Luis Chapetón (Vater) und Dalila Tancara (Mutter), beide Aymara-Immigranten verließen ihre Heimatdörfer in den Provinzen Camacho und Pacajes auf dem bolivianischen Hochland, um ein besseres Leben für ihre Kinder in der Stadt zu schaffen. Sie zogen deshalb nach El …

Un 21 de febrero cualquiera

Si Evo Morales hubiese aceptado hace dos años que más del 50% -el 51,3% para hablar con exactitud- de los electores de Bolivia rechazó la modificación el artículo 168 de la Constitución Política del Estado (CPE) para habilitar una nueva repostulación presidencial; si hubiese sido capaz de reflexionar tan solo un poco y de mirar hacia atrás con una pisca de conciencia; si hubiese recordado que prácticamente entre lágrimas fue posesionado como presidente de los bolivianos hace más de una década y que fue capaz de canalizar el desencanto y la bronca de miles de compatriotas que no toleraron en ese entonces un gobierno más de los llamados partidos tradicionales, entonces quizás tendríamos mañana un 21 de febrero “cualquiera”, una jornada para festejar de verdad un triunfo democrático, una fecha que recordar como si se tratase del aniversario de un feliz acontecimiento.
Por el contrario, los atropellos que hemos sufrido desde el 21 de febrero de 2016 se han acumulado como carbones al rojo …