Ir al contenido principal

Misión cumplida: la cima del Everest

Si hay un sentimiento que se comparte sin importar la distancia ni el tiempo, ése es el infinito orgullo de ser orureño/a. El 13 de mayo pasado, Javier Carvallo Contreras se convirtió en el primer orureño en llegar a la cima del Everest, una hazaña que no puede ser mejor relatada sino por su autor. He aquí con ustedes, la voz y la palabra de Javier a quien le agradecemos las imágenes, el texto y la certeza de saber que un/a boliviano/a siempre puede llegar hasta donde se propone llegar... desde la alta tierra de los Urus hasta los altos picos del Everest.

Misión cumplida: la cima del Everest


El 13 de mayo a las 06:00 llegué a la cima del Monte Everest que se encuentra a 8848 metros sobre el nivel del mar siendo así el tercer boliviano y el primer orureño en llegar al techo del mundo, después de casi 40 días que duró la aclimatación, y el ascenso para poder llegar al objetivo que nos habíamos trazado. Estoy regresando de tocar el cielo… literalmente. 


Allí, a 8848 metros y a -30ºC, cada respiración duele desde adentro, los cristales de hielo lastiman la garganta, la cara se hincha al punto que parece ir a explotar y un cordón umbilical unido a la botella de oxigeno, recuerda a cada segundo lo precario y mortal de la situación.  Solo un diáfano y oscuro azul cielo me baña.


Son momentos como estos donde los montañistas logramos sentir que pertenecemos a este mundo, y somos parte de él. Lo revivo como en un sueño, pero es un recuerdo maravilloso de aquel 13 de Mayo a las 06:00, donde lo único que pareciese amable es el Sol, acariciándome con dulzura y compasión. Y sin embargo, todo me agrada, alienta a seguir y a volver a vivirlo, no cambiaría nada, todo tal cual fue, maravilloso e irrepetible.

Parado en el punto más alto del planeta, después de tomar una de las decisiones más difíciles como Guía Profesional de Alta Montaña, habiendo pasado por cientos de pruebas de fe durante el último año, al fin, logré sentirme completo, y supe, que el camino que marqué hace mas de quince años era el correcto. Ya nunca más sentiría el ardor debajo de mi piel de creer saber algo, sin poder demostrarlo.

Comentarios

  1. VIVA ORURO....OTRO ORUREÑO TRIUNFA EN EL MUNDO Y LLEVA MUSTRA SAGRADA IMAGEN Y LAS BANDERA ORUREÑA Y DE SAN JOSE A LA CIMA DEL MUNDO...FELICIDADES JAVIER....LA MAMITA DEL SOCAVON TE BANDIGA SIEMPRE

    ResponderEliminar
  2. Bien logrado Javier, siempre tendras las admiraciones de todos los que llevamos la sangre Orureña, Viva ORURO, nuestra bandera carmesi,San Jose nuestra pasion y la tricolor Boliviana, La Mamita del Socavon te bendiga siempre para tus proximas grandes logros personales y que nos hagan orgulleser o todos los Orureños. Grande Javier, vamos por mas...!

    ResponderEliminar
  3. Queridos Anónimos:
    Muchas gracias por sus comentarios y por compartir el orgullo de ser quirquinchos de verdad :D
    Abrazos conocidos,
    Ana Rosa

    ResponderEliminar
  4. Increible Oruro , siempre adelante y muya rriba el nobre de Bolivia , gracias por compartirnos esta experiencia unica

    ResponderEliminar
  5. Gracias a ti por visitar el blog, Maite. Te mando un abrazo.
    Ana Rosa

    ResponderEliminar
  6. VAMOS ORURO TODAVIA!!!!!!!!!!!!!!

    ResponderEliminar
  7. Todavía??? Siempre!!! :D
    Saludos compatriota,
    Ana Rosa

    ResponderEliminar
  8. MIS RESPETOS SR.JAVIER CARVALLO LE FELICITO SUPO LLEVAR EN ALTO SU NOMBRE Y EL DE SU TIERRA LA GRAN REPUBLICA DE BOLIVIA Y REPRESENTO EN UN 1000 % A LA TIERAA QUE LE VIO NACER DIOS LLE BENDIGA Y GRACIAS.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Comentarios:

Entradas más populares de este blog

Soledad Chapetón: Die tapfere Bürgermeisterin von El Alto

Carmen Soledad Chapetón Tancara ist der vollständige Name der Bürgermeisterin von El Alto, sie ist aber als „La Sole“ bekannt. Am 25. Oktober wurde sie 37 Jahre alt und ist damit eine der jüngsten Politikerinnen am Kopf einer Stadtverwaltung in Bolivien. „La Sole“ gewann 2015 die Gemeindewahlen in ihrer Heimatstadt El Alto und ist seitdem die erste Bürgermeisterin von einer der größten Städten Boliviens. El Alto ist auch eine Stadt in der nicht nur die sozialen Bewegungen besonders mächtig und protestierend sind, sondern auch eine wachsende Großstadt voller Bedürfnisse und Forderungen aller Art. Ihre politische Herausforderung ist deswegen auffällig und sehr, sehr groß.   

Soledad Chapetón ist besonders stolz auf ihre Eltern. Luis Chapetón (Vater) und Dalila Tancara (Mutter), beide Aymara-Immigranten verließen ihre Heimatdörfer in den Provinzen Camacho und Pacajes auf dem bolivianischen Hochland, um ein besseres Leben für ihre Kinder in der Stadt zu schaffen. Sie zogen deshalb nach El …

Segundo lugar en el concurso internacional de material didáctico del Alumniportal Deutschland

El Alumniportal Deutschland es un portal online que tiene como público meta a todas las personas en el mundo que hayan estudiado o trabajado en Alemania. Busca hacer que estas personas creen nuevas redes de contactos de todo tipo: cultural, científico, laboral, académico, de ocio, etc. El común denominador en todos los casos es la experiencia vivida en Alemania y la manera de mantenerla activa y de reproducirla a través de actividades diversas.
Desde hace varios años el portal de los exalumn@s de Alemania convoca a concursos internacionales para desarrollar propuestas, proyectos o ideas sobre temáticas actuales. Este 2017 el tema del concurso denominado Hands-on-project (Praxisprojekt) fue el de la Agenda 2030 y las metas globales de desarrollo sostenible. 
Después de dos meses de preparación de propuestas, hoy finalmente se dieron a conocer los resultados. El equipo conformado por Camilo Cárdenas (Venezuela) y por esta quirquincha servidora obtuvo el segundo lugar del certamen internac…

Un 21 de febrero cualquiera

Si Evo Morales hubiese aceptado hace dos años que más del 50% -el 51,3% para hablar con exactitud- de los electores de Bolivia rechazó la modificación el artículo 168 de la Constitución Política del Estado (CPE) para habilitar una nueva repostulación presidencial; si hubiese sido capaz de reflexionar tan solo un poco y de mirar hacia atrás con una pisca de conciencia; si hubiese recordado que prácticamente entre lágrimas fue posesionado como presidente de los bolivianos hace más de una década y que fue capaz de canalizar el desencanto y la bronca de miles de compatriotas que no toleraron en ese entonces un gobierno más de los llamados partidos tradicionales, entonces quizás tendríamos mañana un 21 de febrero “cualquiera”, una jornada para festejar de verdad un triunfo democrático, una fecha que recordar como si se tratase del aniversario de un feliz acontecimiento.
Por el contrario, los atropellos que hemos sufrido desde el 21 de febrero de 2016 se han acumulado como carbones al rojo …